¿Cómo son las pymes en España?

En España, el tejido empresarial se encuentra formado por dos tipos de empresas, las grandes compañías, que constituyen sólo un 1% de esta red, y las denominadas “pyme”, un heterogéneo grupo que se encuentra integrado por pequeñas y medianas empresas, que componen el 99,9% del tejido restante.

pymes España  

Mientras que las grandes empresas tienen como principal característica común su número de empleados, siempre superior a 250 miembros, las pymes también guardan una serie de rasgos comunes que las definen, como su número de empleados, siempre inferior a 250, el volumen de negocio, y otras peculiaridades que comparten, entre las que cabe destacar sus dificultades para encontrar financiación o internacionalizarse. Sin embargo, dentro de las pymes, se hallan empresas con características muy diversas. Así, se pueden diferenciar entre:

  • Microempresas. Se trata de las empresas más pequeñas. Dentro de este grupo se pueden observar dos subgrupos, unos sin asalariados y otro con un número de asalariados inferior a diez. Otra característica que define a las microempresas es su volumen de negocios, que es inferior a los dos millones de euros.
  • Pequeñas empresas. Para ser considerada dentro de esta categoría, las empresas deben estar constituidas por una plantilla de entre 10 y 50 miembros y su volumen de negocios no puede superar los diez millones de euros.
  • Medianas empresas. En este grupo se encuentran aquellas empresas en las que trabajan menos de 250 empleados y cuyo volumen de negocios no sea superior a cincuenta millones de euros, o su balance anual no supere los cuarenta y tres millones.

Estas pequeñas y medianas empresas, además de constituir una inmensa mayoría del tejido empresarial, generan el 66% del empleo y son las que principalmente mueven la economía de nuestro país. Pero, ¿a qué se dedican principalmente estas pymes?

Sectores a los que se dedican las pymes en España

Según el informe sobre “El retrato de las PYME 2015” editado por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, más del 80% de las pymes españolas se dedican al sector terciario. Para ser más exactos, el estudio detalla que el 24,3% de estas pymes trabajan en el sector comercio, mientras que el 56,2% restante, realizan su actividad en otros servicios, como servicios de asesoría, formación, sanidad, turismo, banca, ocio, cultura o transporte, entre muchos otros. Tras el sector servicios, y a pesar del descenso producido tras la crisis, el sector de la construcción ocupa el segundo lugar, con un 13,1% de empresas. Mientras que sólo el 6,4% de las pymes forman parte del sector industrial. El 95% de estas empresas, forman parte de las denominadas microempresas, de las que el 53,6% no tienen asalariados a su cargo. Éstas, según detalla el informe, encabezan todos los sectores excepto el industrial, en el que las microempresas que cuentan con una plantilla inferior a 10 miembros, se encuentran en primera posición. Por otro lado, cogiendo como referencia el tamaño de las empresas, se puede observar cómo pequeñas y medianas empresas son las que mayor presencia tienen en este sector industrial, junto con las grandes compañías.