Cinco razones para estudiar un máster en marketing y dirección comercial.

Cinco razones para estudiar un máster en marketing y dirección comercial.

Hoy día son muchas las alternativas formativas a las que puedes optar. Elegir una carrera puede ser decisivo para tu futuro profesional, sin embargo, siempre puedes complementar esa formación con otros estudios, como un máster y un postgrado.  Uno de los másters más demandados tanto por estudiantes como profesionales es el Executive MBA, sin embargo, no es la única opción. Elegir tu máster dependerá de tus objetivos profesionales y de tus cualidades y habilidades.

En la actualidad, el marketing es una opción profesional que cada vez gana nuevos seguidores entre estudiantes y profesionales que desean completar su formación o dar un giro a su futuro profesional. El sueño de la independencia económica y comercial lleva a que muchos se matriculen en estos programas e inicien su senda emprendedora con bases sólidas. Este máster proporciona herramientas y conocimientos para una buena gestión de las empresas. Entre otras ventajas, ayuda a los candidatos a:

  • Diseñar estrategias de comunicación y publicidad.
  • Realizar investigaciones de mercado.
  • Elaborar estrategias para la expansión empresarial a otros mercados.
  • Planificar el desarrollo de los productos de las empresas.
  • Impulsar el área o departamento de ventas.
  • Aprender las principales técnicas de negociación.

 

Beneficios de estudiar un máster en marketing. ¿Qué gano con ello?

Ampliar tus conocimientos siempre es una ventaja. Sin embargo, si tienes claro que deseas desarrollar tu carrera profesional como director, bien sea de tu propia empresa o de otra, realizar un máster en dirección de Marketing te ofrece otros beneficios, como:

  • El marketing no es sólo marketing. Es decir, no se trata sólo de diseñar y difundir la estrategia de mercado adecuada. Los estudiantes que se matriculen en un máster de este tipo también adquieren competencias en otras áreas íntimamente relacionadas. Estamos ante un concepto muy amplio.
  • Un programa de marketing incentiva el desarrollo de actividades como la creatividad, el análisis, la iniciativa y la facultad para liderar equipos de trabajo. En este sentido, el marketing es sobre todo una actitud.
  • Tiene un campo profesional amplio y variado. Los alumnos que acaban sus estudios en marketing y dirección comercial poseen más posibilidades de encontrar empleo, pues el campo de acción de esta disciplina es muy amplio. No hablamos de futuros directores de empresa; también incluye cualquier cargo de orientación similar, como consultor, especialista en ventas, auditor, contable, gestor de finanzas, entre otros.
  • Constituye una ventaja profesional frente a otras disciplinas. Según una reciente encuesta de la Oficina de Estadísticas Laborales, el sector de la gestión empresarial y la mercadotecnia tendrán un crecimiento acelerado en materia de empleo hasta el año 2018, concretamente de un 13% más rápido si se compara con otras carreras o disciplinas. Este dato se apoya en la circunstancia de que cada vez son más las empresas que exigen una formación más amplia en temas como la gestión, las finanzas y la dirección.
  • Supone una actualización permanente. La mercadotecnia está cambiando día tras día. Esto obliga a que los profesionales, las escuelas e instituciones se actualicen permanentemente en sus temas básicos. Y lo mejor de todo: dichas actualizaciones no suponen grandes esfuerzos ni inversiones.