Aprende cómo redactar el modelo de carta de despido objetivo

7. Aprende-cómo-redactar-un-modelo-de-carta-de-despido-objetivo

Ser gerente de tu propio negocio  implica tener que saber de todo un poco. Debes dominar temas relacionados con la economía, el marketing o la legislación laboral. Además, debes poseer habilidades de negociación, ser un buen líder o tener habilidades comunicativas, para poder desarrollar eficazmente todas tus funciones. Por fortuna, estos conocimientos, habilidades y destrezas puedes aprenderlos y potenciarlos con la formación adecuada, como los MBA que te ofrecen una formación integral. Entre la multitud de tareas y competencias que debes desempeñar para ejercer tu cargo, existen algunas que son más importantes que otras, debido a las repercusiones que pueden tener para la empresa. Sin embargo, no debes menospreciar a aquellas otras labores que, en principio, parecen menos trascendentes.

Una de tantas tareas que deberás cumplir es la de redactar los diferentes modelos de cartas de tu empresa y revisarlos antes de proceder a su envío. Este cometido es uno de los que más suelen descuidarse, por considerarse menos relevantes para el negocio. Craso error, pues estos documentos son una herramienta de comunicación, tanto con tus trabajadores, proveedores o tus clientes, entre otros. Por lo tanto, su contenido y redacción deben ser cuidados para cumplir con su propósito. Las cartas comerciales, además, forman parte de la imagen de tu negocio. Su estructura, diseño, contenido y forma de redactar pueden añadirle valor a tu empresa o influir de forma negativa, si ofrece una imagen descuidada y poco profesional  o un contenido inapropiado. Existen gran variedad de modelos de cartas que puedes, y debes, utilizar para tu negocio. Cartas de presentación, invitación, comunicados, cartas publicitarias, de pedido,  agradecimiento o incluso cartas de despido, son algunas de la más comunes. Entre la diversidad de modelos de cartas se encuentran las cartas de despido. Saber cómo redactar correctamente este tipo de escrito es imprescindible para tu negocio, ya que sus consecuencias pueden repercutir económicamente en tu empresa. La normativa vigente establece tres tipos de despidos diferentes. Cada uno de ellos está motivado por unas causas determinadas,  legisladas en el Real Decreto que lo regula. Estos tres tipos de despidos son

  • el despido colectivo,
  • el despido por causas objetivas,
  • el despido disciplinario.

Cada uno de estos despidos debe ser notificado al trabajador por escrito, a través de la carta de despido. La redacción de cada una de estas cartas varía, tanto en el tono a utilizar como en los motivos a exponer.

Cómo redactar el modelo de carta de despido objetivo

Para redactar una carta de despido objetivo, debes cumplir una serie de requisitos. Incluye todos los datos necesarios y obligatorios. Necesitas insertar en tu carta una serie de datos que no pueden faltar, como:

  • El nombre de la empresa con sus datos, para que consten.
  • Tus datos como empresario o el de la persona en la que hayas delegado para desempeñar este tipo de funciones.
  • Los datos del trabajador que se va despedir. Menciona tanto el nombre, apellidos y DNI, para identificarle correctamente y el puesto que desempeña.
  • Refleja la fecha en la que entregas la carta de despido y no te olvides nunca de señalar la fecha en la que el trabajador causará baja en el puesto. Recuerda que ésta debería efectuarse, como mínimo, quince días después de notificar el despido.
  • Identifica y argumenta el motivo de despido, siempre acorde a lo establecido en la normativa vigente. Detalla todos los datos que veas preciso para aclarar el porqué de tu decisión.
  • Señala todas aquellas medidas que hayas realizado a fin de evitar el despido, siempre que lo veas conveniente. Por ejemplo, si el despido es por falta de adaptación al puesto, es conveniente que describas la formación y facilidades que se le ha dado al trabajador, o los plazos que se han tenido en cuenta, acorde a la ley.
  • No te olvides de las firmas, especialmente la del trabajador, para justificar que se ha realizado la entrega de la notificación.

A la hora de redactar la carta, debes tener presente los siguientes consejos:

  • claro, preciso y conciso. Utiliza frases cortas, un vocabulario sencillo y se claro en tus exposiciones, evitando ambigüedades.
  • Utiliza un tono formal. Este tipo de documentos debe ser expresado con un tono serio y educado. Evita expresiones informales en él.
  • En función del motivo de despido, es conveniente utilizar un tono amable y comenzar reconociendo la labor que ha desempeñado la persona en la empresa durante el tiempo que ha presado sus servicios.
  • Repasa el escrito un par de veces para comprobar que no has omitido ningún dato importante y corregir posibles faltas de ortografía o sintaxis.