Un verano de récord pero con menos pernoctaciones en hoteles: el efecto Airbnb

España ha vivido un verano histórico en cuanto al turismo. Un 5,9% más de turistas extranjeros visitaron el país solo el pasado mes de julio respecto al mismo periodo de 2013, según el Ministerio de Industria. En total fueron 8,3 millones de personas. En el acumulado entre enero y julio España ha recibido a 36,3 millones de extranjeros, un 6,7% más que en los primeros siete meses de 2013, cuando llegaron 34 millones. Si las cifras en septiembre confirman esta tendencia, se podrá hablar de récord.

 

Durante la crisis, el turismo nacional, que supone la mitad de los ingresos del sector, se desplomó y únicamente ha empezado a remontar el vuelo este año. Por el contrario, y como muestran las cifras del Ministerio de Industria, los turistas extranjeros, la otra mitad del negocio para los empresarios del turismo, no ha dejado de crecer.

 

Aunque los datos son realmente positivos, y pese a que existen aspectos a tener en consideración tales como la caída del turismo ruso por la devaluación del rublo y la inestabilidad provocada por la crisis de Ucrania, no todos en el sector turístico están contentos. Los hoteleros han visto como este año la afluencia de extranjeros crecía un 5,9% en julio pero las pernoctaciones hoteleras descendían un 1,8% debido a una reducción de la estancia media, establecida en 3,8 noches, según la última Encuesta de Ocupación Turística que elabora el INE, correspondiente a julio.

 

La patronal hotelera achaca este descenso a webs de alquiler de pisos por días como Airbnb. De hecho, de los datos se desprende que los turistas extranjeros son los que más utilizan estos servicios dado que son los que más han bajado su estancia en hoteles mientras que, por el contrario, el turismo nacional ha aumentado un 2,9% el número de noches que pasa en un hotel. Según Industria, las pernoctaciones en viviendas propias, de familiares o de amigos crecieron un 8% respecto a 2013; en apartamentos de alquiler, un 14%; y en el apartado de “otros alojamientos”, un 30%. 

 

Más información:

España recibe la cifra récord de 36,3 millones de turistas extranjeros hasta julio

La llegada de turistas se acelera pese al parón de alemanes y rusos