Los profesionales bien formados navegan ahora en un mar de empleos

Rechazar una oferta de trabajo años atrás era algo impensable. Hoy en día, cuando el clima económico parece más favorable a nivel global, los profesionales con mayor formación navegan en un mar de ofertas de empleo y rechazan a aquellas a las que hubieran dicho sí en otro momento con mayores incertidumbres.

 

Esta es la tesis que sostiene un artículo publicado en el diario estadounidense The Wall Street Journal y que sostiene que las contrataciones de licenciados tiene en los últimos años consecuencias desagradables para los reclutadores, que señalan que los universitarios seleccionados los dejan plantados en el último minuto.

 

En Estados Unidos, un país que suele marcar tendencia en relación al mercado laboral, las ofertas de trabajo dirigidas a licenciados experimentaron un crecimiento del 47,9%. Asimismo, tras la finalización de sus estudios, más de un 50% de los graduados estadounidenses recibieron una oferta laboral.

 

Los empleadores han tomado ya medidas al respecto ante esta nueva situación en la que los universitarios y los profesionales bien formados rechazan ofertas laborales por otras con mejores condiciones. Según explica el diario estadounidense, a partir de 2016 en la compañía Southern invitarán a ferias a los estudiantes que se han comprometido con la empresa, donde responderán a preguntas de nuevos estudiantes y ayudarán a promocionar la firma en la que, con suerte, acabarán trabajando.

 

Más información:

The Workers Who Say ‘Thanks, but No Thanks’ to Jobs