Cuatro técnicas para reorientar un negocio estancado

Negocio estancado

¿Crees que tu negocio se ha quedado estancado? Antes de darlo por perdido, te recomendamos que cambies su rumbo. De hecho, en los últimos tiempos han sido muchas las empresas que, al ver que se estaba reduciendo la actividad de su compañía, han buscado un modo de reinventarse, enfocándola de otra manera, explorando algunos mercados, haciendo cambios en la plantilla... Abordar todos los cambios que se están produciendo a nivel empresarial es todo un reto, así que hoy queremos echarte una mano proponiéndote cuatro técnicas para reorientar un negocio estancado.

 

Explorar otros mercados

Una de las mejores formas de reorientar un negocio estancado es explorar otros mercados. De hecho, es posible que hayas cometido un error a la hora de escoger el mercado al que dirigirte. Por ejemplo, algunos emprendedores se trasladan a Silicon Valley creyendo que éste es el mejor lugar para crear una empresa tecnológica. Y aunque no cabe duda de que se trata de un buen sitio, lo cierto es que también es un lugar con competidores enormes e hiperfinanciados. Algunos empresarios están reorientando su negocio enfocándose en el mercado latinoamericano, ya que encuentran una buena vía de captación de clientes.

Dirigirse a un tipo de público diferente

Otra técnica para reorientar un negocio estancado es dirigirse a un tipo de público diferente, es decir, dar respuesta a otras necesidades. Un buen ejemplo lo encontramos en Il·lusiona Park, una compañía antes llamada Il·lusiona Comunicación y Artistas. En un principio, sus fundadores crearon una agencia de comunicación, organización de eventos y representación de actores y eventos. Sin embargo, con el tiempo la parte de comunicación fue decayendo, mientras que todo lo relacionado con los eventos y la representación fue creciendo. Por eso, decidieron crear un espacio de ocio infantil y familiar y tener la agencia dentro de este espacio. Así, sería un escaparate para los eventos que hacían. De esta manera, la marca Il·lusiona Park se ha posicionado en todos los ámbitos.  

Cambiar de actividad a otra cercana

No todos los empresarios se atreven a cambiar por completo la visión de su negocio. Sin embargo, tampoco es necesario. Por ejemplo, para reorientar un negocio estancado también es buena idea cambiar de actividad, pero optando por otra similar. Un buen ejemplo es el de Fidias, que aunque en un principio se centraba en el entrenamiento de bomberos de la provincia de Cádiz, desde 2005 desarrollan programas formativos dentro del campo del entrenamiento personal.

Rodearse de un equipo innovador

Por último, queremos proponerte que te rodees de un equipo innovador. De hecho, el éxito de cualquier emprendedor radica en rodearse de un buen equipo. En este sentido, es importante que tengas en cuenta que, para andar rápido, lo mejor es ir solo, pero si quieres llegar lejos, lo mejor es contar con gente en la que confíes. Por supuesto, debe tratarse de gente muy buena en lo suyo y con capacidad innovadora.

 

 

Más información:

-¿Qué es la innovación empresarial?