Claves del marketing estratégico y corporativo

Marketing estratégico

El marketing estratégico es, de las dos vertientes del marketing (la otra es el marketing operacional), la que está enfocada a medio y largo plazo. Hoy te contamos cuáles son sus claves.

Es importante tener en cuenta que en un mundo tan competitivo como el actual, solo las empresas que crean más valor para el cliente y hacen rentable esta relación, son capaces de generar más riqueza y empleo, y de competir con éxito en sus mercados. Por eso, el marketing estratégico, que se ocupa de analizar las necesidades de los consumidores buscando nuevas oportunidades de negocio en base a ellas, es tan importante en estos momentos.

 

Alineado con la estrategia de la empresa

En primer lugar, queremos comentar que el marketing estratégico se alinea con la estrategia de la empresa o estrategia corporativa. Como te hemos comentado al principio, se lleva a cabo a medio y largo plazo, es decir, entre 3 y 5 años. Según Dircomfidencial, las características para poder desarrollar una estrategia de marketing son las siguientes: delimitar un mercado claramente definido y relevante, clasificar el mercado y analizar la competencia, el entorno y el funcionamiento interno.  Además, la empresa debe ser capaz de adaptarse a los nuevos cambios que se puedan producir.

Funciones del marketing estratégico

El marketing estratégico puede tener diferentes funciones. Tal y como explican desde Clinic Cloud, las principales son las siguientes: Adaptación, o lo que es lo mismo, lograr que la empresa se posicione ahora y en el futuro; Determinar el mercado, es decir, analizar las posibilidades que ofrecen los diferentes tipos de mercado para una marca en concreto; Segmentación, la división de los consumidores en diferentes grupos con un factor en común (localización, intereses, gustos…); y Competencia, es decir, analizar la cantidad de los rivales, qué nos diferencia de ellos y cuáles son sus objetivos, fortalezas y debilidades.

A estas funciones, podríamos añadir otras como analizar nuevos hábitos y tendencias de los consumidores, ver cómo evoluciona la demanda, detectar nuevas necesidades, crear ventajas competitivas sostenibles, analizar internamente los recursos tangibles e intangibles, analizar rutinas organizativas de la empresa…

Fases de un plan de marketing estratégico

Tal y como explica Ignacio Jaén, un plan de marketing estratégico debe dividirse en cinco fases. La primera de ellas es el análisis del mercado, del negocio, de los competidores, de los clientes… En definitiva, de todas las variables que influyen en cómo se va a vender. Lo importante es determinar de qué forma satisface el producto a una necesidad que hay en el mercado. La siguiente fase es el diagnóstico, que consiste en evaluar la posición en la que la marca se encuentra en el mercado mediante los datos que se han recopilado en la fase anterior. En este punto, lo esencial es establecer el posicionamiento de la imagen de marca en el mercado.

A continuación, hay que definir los objetivos a cumplir en los próximos 3 o 5 años. Es importante tener en cuenta que estas metas deben reforzar la consecución de los objetivos generales del plan estratégico de negocio. A continuación, hay que elaborar el plan de acciones fijando acciones sistemáticas, precisas y cuantificadas. Por último, hay que evaluar los resultados cada 6 o 12 meses para ver si se han conseguido los objetivos marcados.

 

Descubre toda la información sobre nuestro Master Marketing y Ventas a Distancia.

 

¿Te ha resultado útil?: 
0
Sin votos (todavía)
¿Te ha resultado útil?: 
0
Sin votos (todavía)
Buscador de noticias

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Recibe nuestras publicaciones directamente en tu email cada 15 días.