Monkimun revoluciona el aprendizaje de idiomas para niños

Monkimun revoluciona el aprendizaje de idiomas para niños

Las nuevas tecnologías cada vez tienen un papel más importante en el ámbito educativo. Y no creas que solo nos referimos al auge de la formación online, sino a que cada vez surgen más tecnologías dedicadas a ofrecer soluciones innovadoras en este sector. Un buen ejemplo de lo que te acabamos de comentar lo encontramos en Monkimun, una startup española que nació en 2014 y ha logrado conquistar a miles de padres en muy poco tiempo.

¿Qué es Monkimun?

Para quienes no la conozcan, Monkimun es una plataforma de aprendizaje de idiomas (español, inglés, portugués y mandarín) dirigida a niños de entre 2 y 6 años, es decir, la etapa más crítica del desarrollo, que ofrece una alternativa diferente a los métodos tradicionales de enseñanza. ¿Cómo? Pues implementando interactividad y tecnología multimedia e incluyendo lecciones dentro del contexto de los juegos. Tal y como explican desde la compañía, utilizan el Método Ludic de mini juegos con el objetivo de fomentar la auto-motivación y el compromiso.

Su propio ritmo de aprendizaje

Una de las claves del éxito de Monkimun es que los niños pueden aprender de forma sencilla y a su propio ritmo. Es más, los pequeños no se sienten obligados en ningún momento, ya que para ellos estudiar inglés con este método es un momento de ocio, algo que no suele ocurrir en los colegios ni con otras aplicaciones educativas, que provocan el aburrimiento en el alumno al convertir la enseñanza en una situación a evitar, en lugar de algo orgánico, como debería ser.

Sin publicidad

Otra de las claves de Monkimun es que las aplicaciones que ofrecen no incluyen publicidad, algo que los fundadores de la empresa, dos hermanos madrileños, tuvieron muy claro desde el principio, ya que se trata de productos pensados para un público muy pequeño. De hecho, según han comentado en alguna ocasión, incluir publicidad iría en contra de lo que creen que es correcto cuando se trata con niños. Así, para generar ingresos la compañía ha optado por crear apps de pago. Eso sí, ofrecen una lección gratuita para que los padres puedan comprobar si se trata de un buen método para que sus hijos aprendan idiomas.

Inteligencia artificial

Entre todos los productos que ofrece la compañía española queremos destacar Lingokids, que incorpora una novedad muy importante: un algoritmo diseñado a partir de la inteligencia artificial, por lo que reacciona al comportamiento del usuario. Así, aunque los padres pueden seleccionar un nivel de dificultad al inicio, éste se va adaptando a medida que el niño juega con la herramienta. Además, mediante un modelo de suscripción, los padres podrán estar al tanto del nivel en el que se encuentra su hijo, ya que van recibiendo informes. Es importante señalar que el contenido utilizado para esta aplicación pertenece al libro “Little Friends” de Oxford University Press.

 

Créditos de la imagen:

Facebook de Monkimun