Cómo ser un empleado altamente efectivo

Cómo ser un empleado altamente efectivo

Lamentablemente, España todavía no ha superado la crisis, algo que podemos notar en el número de parados, que sigue siendo alto a pesar de que muchos expertos aseguran que poco a poco nos estamos recuperando. Por tanto, en el caso de que tengas trabajo, conservar tu puesto debe ser una prioridad. Para conseguirlo, lo más importante es que logres ser más efectivo, o lo que es lo mismo, realizar las tareas diarias con la calidad deseada y en un plazo de tiempo adecuado. Para ayudarte, hoy queremos hablarte sobre “Los siete hábitos de la gente altamente efectiva” de Stephen R. Covey, un estudio realizado hace más de dos décadas que sigue siendo aplicable en la actualidad.

Sé proactivo

En primer lugar, Covey habla de la proactividad que, según la web Definición.de, “es la actitud en la que la persona asume el pleno control de su conducta vital de modo activo, lo que implica la toma de iniciativa en el desarrollo de acciones creativas y audaces para generar mejoras, haciendo prevalecer la libertad de la elección sobre las circunstancias de la vida”. Dicho de otra manera, debes tener la capacidad de elegir tus propias respuestas.

Ten un objetivo en mente

Por otra parte, es importante que tengas un objetivo en mente, es decir, debes visualizar lo que quieres conseguir y hacer que tus acciones estén dirigidas a lograr esta meta. Sin objetivos, es muy posible que la energía física y psíquica se disipe. Además, es esencial renovar los objetivos periódicamente.

Prioriza

De la misma forma que debes marcarte objetivos también debes priorizar, lo que quiere decir que debes aprender a saber qué es lo verdaderamente importante. Según palabras del propio Covey, “las cosas que importan más no deben estar a merced de las que importan menos”.

Ganar/ganar

Por supuesto, el autor también tiene en cuenta la positividad. Así, habla sobre “pensar en ganar/ganar”, es decir, encontrar la manera de que ambas partes ganen en cualquier transacción, ya que de otra manera podemos provocar la aparición de enemigos, los malos sentimientos, la sensación de fracaso y la hostilidad. Si quieres ser más efectivo, es importante que multipliques tus amigos, no tus enemigos.

 

 

Comprende para ser comprendido

Para ser un empleado altamente efectivo también debes hacer un esfuerzo por comprender a los demás, ya que es la única forma de conseguir que los demás te entiendan a ti. En este sentido, es esencial ponerse en la piel del otro para comprender su punto de vista.

Establece sinergias

Covey también habla sobre las sinergias, imprescindibles para poder llegar más lejos. Lo importante es lograr nexos de cooperación creativos, para lo que es necesario escuchar, reflexionar, responder y cooperar. Además, también es importante que tengas seguridad en ti mismo, espíritu de aventura y una mente abierta.

Afila la sierra

Por último, el autor habla sobre “afilar la sierra”, o lo que es lo mismo, el esfuerzo por mejorar física, espiritual, mental y socialmente. Así, es necesario que te autorenueves de forma equilibrada. Encontrarás más información sobre el estudio de Covey en nuestro artículo “Los siete hábitos de la gente altamente efectiva”.