Cómo es una empresa digital

Cómo es una empresa digital

En un mundo tan digitalizado como el actual, no es de extrañar que cada vez haya más empresas digitales que se diferencian de las tradicionales en muchos aspectos. Eso sí, el factor más característico de los negocios digitales es que utilizan un sistema operativo digital que, para los menos entendidos en tecnología, es lo que hace funcionar un software en un hardware. Tal y como indica el artículo “La empresa digital tiene sistema operativo digital” de Titonet, “el hardware es la estructura”, mientras que el software es la cultura de la empresa”.

Diferenciar entre empresa digital y tradicional

Es importante diferenciar una empresa digital de una tradicional. Así, tal y como se explica en el artículo “Diferencias entre empresas digitales y tradicionales” de Emprende#OI, la primera no podría operar sin la existencia de Internet. Con esto queremos decir que, aunque muchos negocios actuales se apoyen en la red, también podrían funcionar sin conexión, mientras que otros muchos no. Algunos ejemplos de empresas digitales son Google, Facebook o Spotify.

La misión de las empresas digitales

Más allá de lo que te acabamos de comentar, son muchas las peculiaridades de las empresas digitales. Así, podemos decir que la misión de estos negocios es mejorar un sector determinado a través de productos y/o servicios que se proporcionan de forma eficiente gracias a la tecnología y a la colaboración.

 

 

La importancia de los datos

Por otro lado, es importante tener en cuenta que este tipo de empresas están centradas en los clientes, con los que pueden interactuar. En este sentido, es importante señalar que la experiencia relacional de un cliente con la compañía sirve a ésta última para capturar datos de su público objetivo a lo largo de todo el proceso de compra, datos que luego se analizan y sirven para mejorar ese proceso. Por eso, los productos de las empresas digitales suelen mutar y evolucionar, ya que están constantemente sometidos a las demandas de los clientes y se adaptan a lo que éstos piden.

Modelo de trabajo

Las empresas digitales también tienen una forma de trabajar diferente a la tradicional. Así, se caracterizan por trabajar en grupos pequeños y en ciclos rápidos. De esta manera, pueden ir corrigiendo dependiendo de los resultados, lo que supone que sus acciones sean mucho más rápidas. En cuanto a la organización, se caracterizan por la creación de equipos iguales, o lo que es lo mismo, células de trabajo independientes que se enlazan como una red. Gracias a este tipo de estructura, evitan la burocracia y son más ágiles. Además, se basan en la interacción y la colaboración entre los diferentes colaboradores. Por otra parte, hay que tener en cuenta que, aunque el conocimiento y la experiencia siguen siendo importantes, lo que más se busca en el equipo es la innovación.

Transparencia

Otro punto a destacar de las empresas digitales es que uno de sus principios es la transparencia, explicando su funcionamiento y los resultados. Manteniendo una transparencia total en sus comunicaciones incrementan la confianza en su comunidad.

 

Más información:

La empresa digital tiene sistema operativo digital.

Diferencias entre empresas digitales y tradicionales.