Barcelona está en el Top Ten europeo de innovación

Barcelona está en el Top Ten europeo de innovación

Aunque España ha quedado en el puesto cuadragésimo segundo en el ranking mundial de innovación de la consultora BDO, una posición de la que no debemos sentirnos nada orgullosos, podemos estar muy contentos con lo que opinan en el Ten Tech Hubs, el último informe de la consultora Science/Business de Bruselas. Y es que Barcelona se ha clasificado como la cuarta mejor ciudad de Europa para la producción científica.

Adopción temprana de tecnologías digitales e inalámbricas

El Ten Tech Hubs es un importante documento que tiene como objetivo seleccionar diez ciudades europeas que son referencia en innovación. Barcelona y su área metropolitana están presentes en el informe, en el que no solo se valora el liderazgo científico de la Ciudad Condal, sino la adopción temprana de tecnologías digitales e inalámbricas.

Barcelona, un lugar muy propicio para la innovación

Tal y como Tibor Navracsics, comisario europeo de Educación y Cultura, indica en la introducción de este documento, “la innovación ocurre allí donde las ideas y las experiencias entran en contacto –en la interacción entre diferentes áreas científicas– y donde personas con habilidades emprendedoras trabajan en contacto con los que tienen conocimientos de frontera”. Sin duda, Barcelona ofrece un entorno propicio para esta interacción. Así lo asegura Mateu Hernández, director general del think thank Barcelona Global, en unas declaraciones que recoge el diario La Vanguardia.

Puntos fuertes de Barcelona

Una de las razones por las que Barcelona ha sido clasificada como la cuarta mejor ciudad de Europa para la producción científica es que tiene mucha concentración de talento con unos salarios y unos precios por metro cuadrado relativamente bajos, sobre todo si los comparamos con otras capitales innovadoras de Londres o Berlín. Es algo que opina Montserrat Vendrell, directora general del Barcelona Institute of Science and Technology. Eso sí, es importante tener en cuenta que la mayor parte del talento que se concentra en Barcelona es foráneo, algo que se ha conseguido gracias a la marca Barcelona. Y es que no hay que olvidar que se trata de una ciudad con una imagen muy positiva, por lo que atrae a muchos profesionales.

Otros puntos fuertes de la metrópoli es que tiene un aeropuerto bien conectado y que la Generalitat y los gobiernos municipales apuestan por la investigación de excelencia y por la economía del conocimiento. De hecho, el informe señala la voluntad de los políticos para apostar por la investigación en Barcelona, Rotterdam y Copenhague. Buenos ejemplos de esta apuesta en territorio catalán son el distrito 22@, los centros de investigación del BIST, el Mobile World Congress o el Barcelona Supercomputing Center y su ordenador Mare Nostrum.

Cosas a mejorar

A pesar de todos los éxitos que ha cosechado la ciudad, todavía queda mucho camino por recorrer.  Por ejemplo, Barcelona debe mejorar en cuanto a la integración entre la gente que viene de fuera y los que han vivido en la ciudad toda la vida o respecto a la fiscalidad, ya que no está adaptada a los profesionales que vienen de otros lugares del mundo, como sí ocurre en otras ciudades.

 

Más información:

Ranking mundial de innovación de la consultora BDO

La Vanguardia